De La Divina Providencia o Naturaleza Universal

Introducción a la traducción de la obra de David Nieto.

Es maravilloso que pueda haber tanta diversidad de ideas en una conferencia que tiene lugar en un lugar tan especial como la ciudad de Saint-Claude, en Guadalupe, Antillas francesas. Soy un escritor chileno, publicado en Chile, de manera no independiente por editoriales establecidas en Chile. En 2001, publiqué una antología de poemas gracias al escritor que me formó, el poeta Miguel Arteche, Premio Nacional de Literatura. Luego estudié Orientalística Antigua en la Universidad Libre de Berlín. Por eso, cuando hablo de la Biblia o de símbolos, lo hago desde el punto de vista de lingüista. Yo vengo del arte poética y la forma de interpretar la poesía, que es la hermenéutica, comenzó con los textos bíblicos.

Ahora que el panteísmo se está poniendo de moda, – no me refiero al panteísmo frío y racional de Spinoza – pienso en la idea de David Nieto, sentir la Divinidad en cada árbol, en cada hoja y percibir al mismo tiempo toda su singularidad armoniosa. David Nieto vio esto hace 300 años en una forma tradicional [de judaísmo].
Era un gran doctor, astrónomo y también fue un líder en la comunidad donde intentaba ser un hombre justo. No creo que él supiera la controversia que iba a generar cuando aceptó convertirse en rabino de la comunidad judeoespañola y portuguesa en Londres.
David Nieto era italiano y llegó a Inglaterra cuando el país estaba obsesionado con la ciencia, precisamente cuando Isaac Newton estableció estrictas leyes de la naturaleza y John Toland acuñó el término panteísmo para enfrentar la dualidad que existía entre el cristianismo y la proclamación de la naturaleza en un contexto de separación entre dios y naturaleza. En ese momento, las leyes de la naturaleza habían sido declaradas absolutas y como un elemento fundamental de la realidad. Entonces, el “Dios abrahámico” con sus preferencias y aversiones personales fue eliminado en favor de un mundo gobernado únicamente por las leyes naturales.
En 1703, David Nieto le dijo a su congregación:

Mis queridos hermanos, sé que lo que les voy a decir ahora es una creencia fundamental de nuestro pueblo y esto ha sido así desde su nacimiento:
No hay nada como la naturaleza. La palabra “naturaleza” simplemente no existe en el idioma hebreo. Hace unos 500 años, la palabra usada en el hebreo moderno para hablar de la naturaleza, teva, fue adaptada del arameo.

Escribió: “De la Divina Providencia o Naturaleza Universal.
Este trabajo no había sido traducido. Había sido olvidado en la biblioteca británica.
A pesar de que ya ha sido escaneado muchas veces, siempre se ha conservado en su versión judeo-española del facsímil original.

La traducción de la obra de David Nieto, De la Divina Providencia o Naturaleza Universal, se publicó recientemente y por primera vez en español e inglés en formato de libro electrónico y de bolsillo en Amazon y se puede descubrir de forma gratuita en Kindle o en otra aplicación de lectura del 6 al 10 de mayo.

About the Author
Walter Hilliger dropped out of Ancient Oriental Studies at the University of Berlin (FU) to devote himself to writing. Now he lives on the French Caribbean island of Guadeloupe, where he wrote Bread from Eden. His well-researched book traces the legendary bread fallen from heaven that the Hebrews ate as a staple diet during 40 years in the biblical story of Exodus. It argues that the 3,300-year-old miracle food never disappeared from the world. The Hilliger hypothesis is rooted in the truth of a substitute for bread, the ancient manna, and gives a natural interpretation to an element considered imaginary and abstract. The quest includes a large bibliography, which compiles hundreds of citations from various periods and languages, to open up a religious and actual reflection on topics such as the plundering of natural resources, livestock production, food-slavery and the desecration of nature. http://www.barnesandnoble.com/s/walter+hilliger https://www.amazon.com/dp/1539498212
Related Topics
Related Posts
Comments