Entre Negocios y Derechos Humanos

Mirage israelí en MalvinasUn nuevo proyecto de ley esta dando sus primeros pasos en el parlamento israelí, el Knesset.

El objetivo del proyecto es limitar o prohibir que empresas israelíes vendan armas a gobiernos reconocidos como violadores de los Derechos Humanos.

La idea no es nueva, de hecho este mismo proyecto fue presentado anteriormente sin éxito, por el partido de izquierda Meretz. La diferencia esta vez, es que no se trata de un proyecto de un único partido, sino que cuenta con el apoyo de la mayoría de los partidos del Parlamento.

Si tradicionalmente se consideraba que temas de DDHH son de interés exclusivo de la izquierda, esta vez el apoyo es amplio e incluye parlamentarios considerados parte de la derecha religiosa “dura”.

Israel fue acusado durante años de vender armas sin condiciones a todo gobierno dispuesto a pagar; incluso a los considerados “genocidas”, como es el caso de Sudán del Sur o Rwanda.

Históricamente se destacó el rol de Israel como proveedor de armas para las dictaduras sudamericanas y el principal de Argentina durante la guerra de las Malvinas. El debate público en Israel sobre el tema, se abre cada vez que el país está siendo acusado de tener actitudes que violan la ley internacional, o al menos, a los principios morales esperados de un país democrático.

La posición moralista pretende de Israel, por el pasado del pueblo judío como víctima de persecución y genocidio, mantener un compromiso especial con los derechos humanos, y no permitir por ningún motivo, apoyo israelí a asesinos y genocidas.

Sin embargo, la posición pragmática es opuesta. Precisamente por el mismo pasado de haber sido víctima, Israel debe comprender que no podrá contar con ayuda de otros países. Eventualmente se escuchan ciertas voces que llaman a boicot, aislamiento y sanciones sobre el estado judío, que no puede permitirse depender de nadie.

El constante dilema de cómo mantenerse como país normal en una situación anormal, parece que esta vez, esta avanzando la posición moralista.

En Israel es muy común pensar que la opinion publica mundial juzga al pais con un estandard especial, que no suelen aplicar a otros, menos que menos a sus paises vecinos.

Esta claro que una gran parte de la opinion publica interna, la de los israelíes mismos, demanda lo mismo de su país. En sus ojos, muchos israelíes quieren tener un país mas justo, mas humano y mas moral que el común de los países.

Este proyecto de ley es solo un ejemplo

About the Author
Nacido en Israel, Guy Nevo es hace 20 años emprendedor en Argentina. Entre otras compañías fundó Decidir.com, que introdujo el E-Commerce en Sudamérica; Guía Óleo, la guía de restaurantes número uno de Buenos Aires; y Dos Monos, que brinda soluciones de marketing y tecnología a clientes en EEUU.
Related Topics
Related Posts
Comments